domingo, 6 de mayo de 2012

Aprender a ser feliz el día de la madre


MI HIJA LUCÍA

01/06/2007
Desde hace casi 5 años soy madre. Desde entonces, mi día a día es diferente. Es la experiencia más importante de toda mi vida.
Como tal, es una de las decisiones más trascendental de cualquier pareja y a la vez más reconfortante. Se debe desear muchísmo, para tomar esa decisión y tener capacidad de entender que la vida cambia para siempre. A la vez, se ha de tener mucha suerte, para conseguir ese deseo, ya que hay muchas mujeres que están en el intento, y la desesperación de no concebir debe ser tremenda, cuando cada mes te llevas la decepción de que se ha de volver a intentar, y lo que debería ser placentero y natural, se termina convirtiendo en una obsesión. Cada vez hay más casos de infertilidad y como es bien sabido, para los casos en los que no existen problemas físicos, la clave está en eso, no obsesionarse y emocionalmente estar tranquila, para poder conseguir concebir de forma natural. El no poder concebir de forma natural es un tema más complejo del cual yo no tengo muchos conocimientos, pero estoy completamente de acuerdo, el recurrir a cualquier método que ofrece la sanidad si se desea ser madre y no se puede de forma natural, pienso que es el mayor de los aciertos.
25/02/1950
Es la fecha de nacimiento de mi madre, según un documento de un organismo público. También hay fecha de fallecimiento. Me queda este dato y una foto en blanco y negro. Es la imagen mía con 5 años y la de una mujer a mi lado que no reconozco como mi madre.
Supongo que en días como hoy es cuando me vienen a la mente mil pensamientos, cuando miro a mi hija y me dice lo mucho que me quiere y que soy la mejor mamá del mundo, no entiendo nada de la actitud de mi madre, por mucho que me digan que era una persona muy buena y que tuvo mala suerte en la vida. No es comprensible ser buena y dedicarse a tener hijos para luego abandonarlos.
El resto de días, prefieres seguir viviendo en la ignorancia y pensar que la vida que nos ha tocado vivir ha sido trazada y cada uno tenemos nuestro destino, que por suerte, he de dar gracias que mi trazo está siendo ideal, a pesar de "ese pequeña fisura" que marcará siempre mi vida. He tenido la suerte de tener una familia, de tener una madre que me ha dado calor y educación.
Y a mi madre....a pesar de que deseas odiar, lloras si te paras a pensar.
A pesar de que no quieres saber, si me empiezan a contar desearía saber mucho más.
Y a pesar de que no sabría por dónde empezar, me gustaría saber buscar. Por ejemplo, si de hermanos tengo 2, 3, 5 ó más, y si han tenido la misma suerte que yo.
O saber si somos de orígenes del norte o del sur....

No se, estos son algunos de los mil pensamientos que todos los primeros domingos de mayo me vienen a la mente, sobre todo desde que soy madre.


¡¡¡FELIZ DIA DE LA MADRE!!!!

Publicar un comentario