lunes, 24 de febrero de 2014

Feria bendita feria

 
Llegó el día.  Llegó la feria. Hoy no vemos las calles más engalanadas, pero se observa positivismo,  se aprecia un movimiento diferente. Y hay quienes lo vivimos de una forma positiva y alegre y quien lo ve como un fastidio.
Tenemos la suerte de ser la capital del Mobile Word Congress, y durante una semana personas de todo el mundo se moverán por nuestra ciudad, cual colgado del cuello su identificador, yendo de conferencia en conferencia, de museo en museo y de monumento en monumento. Todo esto es positivo.  Significa una categoría imposible de descifrar y aun mejor, un beneficio en todos los sentidos y sobre todo lo relativo al tema servicios. 
Ojalá todo esto sirviera de mucho. Ojalá la semana que viene, parte de esos beneficios se destinaran a esos otros muchos servicios a los que los recortes han reducido a recuerdos. Ojalá ese renombre de una Barcelona de progreso con un super congreso mundial, con todas las palabras, sepa ver que la vida, además, no es una semana,  que Barcelona es Barcelona todo el año y para que los que vivimos dentro, recibamos con los brazos abiertos a los que vienen de fuera esa semana,  a visitar nuestras maravillas, es importante tenernos contentos. Y contentos significa devolvernos la sanidad que merecemos, contentos significa que nuestros mayores puedan recibir las atenciones necesarias sin recortar en sus ayudas, eso es la Barcelona alegre, una ciudad de progreso en todos los sentidos y no solo de cara al mundo exterior. La Barcelona que amamos y cuidamos, vengan o no vengan a congresos los altos ejecutivos del mundo entero.

Publicar un comentario