viernes, 13 de junio de 2014

Fumata Blanca

Probablemente desde casa del vecino, cada tarde deben pensar que en mi casa se anuncia nuevo papa, puesto que nada más llegar, mi manía es encender un incienso de lavanda, vainilla o conitos de rosas.
Y justo, ahora que ya estoy viciada a esta práctica, que me gusta abrir de par en par ventanas y poner mi palito al aire, me entero por una noticia que debemos tener cuidado porque algunos de los inciensos que utilizamos en nuestros hogares tienen altas dosis de benceno y son tan nocivos como el tabaco.(ENLACE: http://www.abc.es/familia-vida-sana/20130926/abci-ambientadores-nocivos-tabaco-201309261031.html )

Y será cierto, no digo yo que no. Y tendré cuidado y me leeré que tipo de inciensos "son peores" y procuraré no comprarlos, si es que realmente alguna vez los he comprado. Pero al final a la conclusión que llego, tanto yo como muchísma otra gente es que: que hay que no nos esté matando???
Realmente sabemos que nos mata y que no?
Porque si nos lo pararamos a estudiar todos y a pensar detenidamente, TODO nos puede matar. Fumar, no fumar, comer, no comer, correr, no correr, trabajar, no trabajar, el azúcar, la sal, el café, la cafeina, la pizza, la hamburguesa del mcdonals, la carne en la barbacoa, los fritos, dormir poco, no desayunar, beber muchísima agua, beber poca agua, tomar el sol en exceso, no tomar el sol..........
Y es que cuánta gente hay que se muere por un cáncer de pulmón y no se ha metido un cigarro en la boca en su vida o cáncer de higado y no ha bebido una copa de vino o champan más que en Navidad. Estoy de acuerdo en que más vale prevenir que curar, pero creo que hemos llegado ya a un punto de todo que si nos paramos a hacer caso de cuanto nos cuentan, tendríamos que cerrar persianas y no levantarnos. La realidad es: qué hay de cierto en todo eso? y lo más importante: Qué ES LO que nos ocultan y realmente es muchísmo más peligroso que lo que nos cuentan?? La alimentación de los animales que nos estamos comiendo, por poner un ejemplo. Las enfermedades de las vacas locas, la gripe aviar, los cerdos, etccccccc, madre mía, si es que prefiero no pensarlo, porque al final no comeríamos.
Pues eso, que síiiiiiiii, que se agradece toda la información que ponen a nuestro alcance y que realmente, al final de toda esta historia, luego dependerá de cada uno, tirar por el camino de cuidarse o no cuidarse. Y mientras yo, pienso seguir poniendo mis inciensos en casita!!!




Publicar un comentario