jueves, 14 de mayo de 2015

Seguir queriendo

Te veo sonreir. Te veo ser feliz. Y no se si me gusta. No se si es lo que quieres. Si es lo que buscas. Pero creo que no me gusta. Recupero los momentos en que a quien sonreias era a mi. Los momentos en que tu vida complementaba la mía y ahora, la frialdad, me miras de lejos y sonríes sin más.
La ironía protagoniza nuestras conversaciones.
Y el veneno de las palabras acabará matando cualquier pequeño trozo de amor que quede vivo.
Un teléfono queda lejos de ser nuestro nuevo nexo de unión y sueño con estar de nuevo juntos, recordando esta pesadilla como algo pasado y soñando de nuevo. Creando nuevos momentos.
No respondes a mis deseos y pasan los días y pierdo el tiempo y no se si debo buscarte de nuevo o abandonar de una vez, dejar de arrastrarme y recuperar el orgullo y pintar otro cuadro, otro rostro, apagar este cuento, dejar de pensar si ahora estás pensando en mi, maldiciendo la vida por verme de nuevo.
Me hago daño, veo que no olvido. Te sigo queriendo.
(A todo aquel que tiene sentimientos contenidos, que vive separado de quien realmente ama, aquel que calla, ojo, porque pasan los días, es la vida la que pasa.....)
Publicar un comentario